“Merlimberto era un mago de la época de los dragones, los castillos y las princesas.

Llevaba un largo gorro de cucurucho y era el mago más conocido de todo el mundo.

Un día llegó un mensajero con una carta para Merlimberto.

El rey Nariponcio reclamaba su presencia en el castillo.

El mago cogió su varita mágica y partió veloz”

IMG_3440.JPG

Merlimberto es un mago excelente, pero su varita mágica es un poco desobediente, y esto le hace meterse en algún que otro lío.

Este libro es ideal para primeros lectores, ya que está impreso en letra cursiva. La historia no es muy larga, por lo que es ideal para aquellos que quieren empezar a leer ellos solos sus primeras historias.

img_3441

Para mí, la verdadera “magia” de este libro radica en que es ideal para trabajar con los niños el tema de la buena educación, y que las cosas se piden “por favor”. Hoy en día, no está mal trabajar estos temas con los niños y reforzarlo. A veces no es fácil encontrar un libro que trabaje esta temática, pero en este caso, los niños aprenden la importancia de pedir las cosas con buenos modales de una manera fácil y divertida.

Además, tiene algunos toques de humor, que hacen que los niños se diviertan mucho con esta lectura.

img_3442

Así que si quereis reforzar este aspecto con vuestros peques, no lo dudéis más, porque este es vuestro libro.

Y para reforzar este concepto, hemos decidido acompañar esta lectura con una bonita actividad de cuento: unas varitas mágicas que nos recordarán que si pedimos las cosas por favor, será más fácil que las obtengamos.

¡Y además son muy fáciles de hacer!

 

Actividad: varitas mágicas

Materiales:

  • Goma eva con brillantina
  • Palitos de madera
  • Papel de aluminio
  • Cintas de colores
  • Ojos móviles
  • Rotuladores
  • Tijeras

Recortamos en forma de estrella la goma eva del color que más nos guste.

A continuación, cogemos un palito de madera (de los de brocheta) y lo forramos con papel de aluminio. Después, lo pegamos por la parte trasera de nuestra estrella.

img_3386img_3388

Atamos cintas de colores alrededor del palito.

IMG_3403.JPG

Pegamos los ojos móviles a nuestra estrella, y como queremos una varita mágica feliz y educada, le dibujamos con un rotulador una gran sonrisa. ¡Y voilá! Ya tenemos lista nuestra varita mágica.

img_3393img_3395

Como veis, es muy sencilla de hacer, y a los niños les encantará.

img_3397

¡Nosotros nos lo hemos pasado genial haciéndola y encima nos está dando mucho juego! Espero que os haya gustado.

 

El Baúl Mágico

¡Síguenos en Facebook!

 

 

 

 

Anuncios